ACTUALIDAD NACIONAL

Estudio revela que uno de cada tres automovilistas conduce usando el teléfono

Aquello aumenta entre cuatro y nueve veces la posibilidad de sufrir un accidente de tránsito.

Foto: El Mercurio

Un estudio de la ONG No Chat, realizado a fines de 2016 en las seis esquinas más conflictivas de Santiago, reveló que cerca de uno de cada tres automovilistas usa el teléfono celular mientras conduce.

La directora de la organización, Claudia Rodríguez manifestó que “se observó que el 35 por ciento de las personas utiliza el celular al momento de conducir, ya sea portándolo en un portacelular, usándolo, manipulándolo o hablando sin manos libres”.

Además, precisó que aquello fue observado “en jornada AM y PM”, asegurando que la situación de mañana y tarde es bien distinta, porque en la tarde aumenta en un 20 por ciento el uso y la manipulación del celular en estas variables”.

En esa línea, según el Automóvil Club de Chile, un 57 por ciento de los conductores usaba el celular sin manos libres en 2011, cifra que en 2016 subió al 82 por ciento.

Ese actuar de los conductores aumenta entre cuatro y nueve veces la posibilidad de sufrir un accidente de tránsito.

Sin embargo, una encuesta desarrollada por Bomberos de Chile en 2016 reveló que el 61 por ciento de los automovilistas en la capital no considera riesgoso el uso del celular al volante.

Es igual que conducir bajo los efectos del alcohol 

Gabriela Rosende, la secretaria ejecutiva de la Comisión nacional de Seguridad de Tránsito (Conaset), explicó que con el uso del aparato “se pierde la capacidad de reacción en algunos casos en que haya que tener una reacción rápida, como un frenado fuerte o algún imprevisto en el camino”.

También apuntó que “incluso la Organización Mundial de la Salud señala que la manipulación de un teléfono celular, en lo que refiere a distracción, es equivalente -por ejemplo- a haber tomado cuatro cervezas, lo que quiere decir que es lo mismo que estar conduciendo bajo los efectos del alcohol”.

Desde 2015, la Ley de Tránsito permite el uso del celular al conducir, pero sólo con manos libres, no obstante, desde Carabineros advierten que el uso de dicho accesorio es cada vez más escaso y las multas pueden llegar a los 68 mil pesos.

Por su parte, el coronel Enrique Monrás comentó que la utilización del teléfono “está dada por el conductor que está tratando de escribir o de leer, y es muy fácil poder observarlo, especialmente en los cruces cuando están detenidos en una luz roja”.

“Al dar luz verde se nota que hay vehículos que derechamente no quieren avanzar, porque la persona no se ha percatado de la luz verde y está concentrado en el teléfono”, añadió el uniformado.

Maquillarse, fumar, pelear con los niños, cambiar la música y sacar cosas de la guantera son otros de los distractores más comunes que provocan accidentes de tránsito.