ACTUALIDAD NACIONAL

Oposición crea reforma que faculta al Congreso a declarar estados de exepción

Actualmente es una facultad exclusiva del Presidente de la República

foto: Biobio
Durante la primera semana legislativa será presentada la modificación constitucional creada por diputados UDI y liderada por Gustavo Hasbún y Celso Morales, quienes apuntan a la necesidad de potenciar el rol de las Fuerzas Armadas.

La reforma busca que desde el Parlamento, con acuerdo de las tres cuartas partes de los legisladores en ejercicio, tenga la facultad de mandatar al Ejecutivo a decretar diversos estados de exepción. Con lo anterior el Gobierno tendrá la obligación de cumplir en un máximo de seis días tras la notificación.
El estado de exepción es actualmente una facultad exclusiva del Presidente, lo que según los diputados de oposición a generado dificultades en la toma de decisiones, como en el caso de los desastres naturales o contextos de violencia como en La Araucanía. Además de los últimos incendios forestales que afectaron a la zona centro sur del país, lo que según señalan desde la UDI no fue una emergencia en que La Moneda reaccionara eficazmente.
Según detalla La Tercera, en un artículo único, la reforma señala que “el Congreso Nacional, con el voto favorable de las tres cuartas partes de los parlamentarios en ejercicio, podrá requerir al Presidente de la República la declaratoria de cualquiera de los estados de excepción establecidos en esta Constitución, quien deberá, en el plazo de seis días contados desde la notificación del acuerdo, ejecutar las medidas necesarias para su cumplimiento”.
En el caso de violencia en La Araucanía, la argumentación del proyecto indica que es “necesaria una mano firme que, de una vez por todas, que logre traer a esta importante zona de nuestro país la tan anhelada tranquilidad social, emergiendo con ello la legalidad y el Estado de Derecho”.

“Hemos visto que en ciertos casos esta facultad presidencial, de impulsar la puesta en práctica de los estados de excepción constitucional, debe recaer en un organismo colegiado como es el Congreso Nacional y en el que participen los parlamentarios de las localidades afectadas, que tienen un contacto directo con la ciudadanía”, añade el documento.