ACTUALIDAD NACIONAL

Scicluna y Bertomeu piden perdón de rodillas en misa de reconciliación en Osorno

El Papa Francisco me ha encargado pedir perdón a cada uno de los fieles de la diócesis de Osorno y a todos los habitantes de este territorio.

Monseñor Charles Scicluna presidió la misa por la reconciliación durante la mañana de este domingo en Osorno, Región de Los Lagos. El sacerdote Jordi Bertomeu, oficial de la Congregación para la Doctrina de la Fe, lo acompañó en esta instancia.

“El Papa Francisco me ha encargado pedir perdón a cada uno de los fieles de la diócesis de Osorno y a todos los habitantes de este territorio, por haberles herido y ofendido profundamente”, señaló en la cita. Agregó que se ha hecho un llamado a “orar para que el Señor nos ayude a ser gente de paz, instrumentos de paz, apóstoles y dirigentes de paz en el mundo conmovido de nuestros días”.

“Hemos venido por eso para aprender, para escuchar la palabra de Dios (…) que significa aprender más a fondo a apreciar ese don (…) la paz sea contigo querido hermano”, fue una de sus conclusiones.

Por último el obispo de Malta, señaló que la reconciliación y el perdón son dones de Dios que buscaran en este caso. “Las palabras de monseñor Francisco Valdés, primer obispo de Osorno, son palabras proféticas y muy actuales. Nos interpelan a buscar la paz que siempre es don de Dios, como son dones de Dios la reconciliación y el perdón”

Lee la declaración de Charles Scicluna al culminar su misión pastoral en Osorno:

Agradezco a todos la maravillosa acogida, calurosa y honesta, que nos han brindado en el querido pueblo de Osorno. Gracias por habernos permitido experimentar el amor de la Iglesia que peregrina en esta bendita tierra, que nos ha conmovido profundamente.

Vinimos aquí para comunicar la cercanía del Santo Padre, el Papa Francisco, al pueblo amado de Chile, y en modo particular al pueblo de Osorno. Para monseñor Jordi Bertomeu y para mí fue una experiencia profunda de Dios el encontrar tantas comunidades parroquiales, tantas personas que han tenido la generosidad de compartir con nosotros sus heridas, experiencias dolorosas, así como también sus esperanzas y amor por la Iglesia en Osorno.

Agradezco de modo muy especial a todos los miembros del clero de Osorno, sacerdotes y diáconos permanentes, a los religiosos y religiosas. En estos días pudimos apreciar con emoción la presencia extendida de la cercanía de la Iglesia de Osorno con su gente, con un auténtico servicio de evangelización y de trabajo por la justicia social.

Agradezco a todos por tanta buena voluntad, por tanto amor por la Iglesia de Jesucristo y por el deseo de una gran mayoría de una reconciliación verdadera, que no se logra con una misión de pocos días, sino que es un don de Dios que debe ser acompañado de un proceso largo, que requiere paciencia, generosidad, fortaleza y humildad.

Permítanme entregar un mensaje directo al pueblo de Osorno, citando las palabras del primer Obispo, el Siervo de Dios Francisco Valdés: “Les digo que tengan mucha confianza en el Señor. El dirige todas las cosas, las dirige siempre por el bien nuestro y de Su Gloria”.

Al finalizar este mensaje, le deseo a monseñor Jorge Concha, Administrador Apostólico de esta amada diócesis de Osorno, todo bien en su misión de servir al pueblo de Dios que anhela la unidad y que busca ser testimonio verdadero del gozo del Evangelio.

Fraternalmente,

+ S.E. Monseñor Charles Scicluna

Arzobispo de Malta

Misión Pastoral Osorno. CHH