ENTREVISTAS

El tiempo: ¿Por qué se observan errores en las predicciones meteorológicas?

Revisa la entrevista que realizó Chicureo Hoy al reconocido meteorólogo Gonzalo Espinosa, quien también adelantó como será el tiempo en Colina para este mes

¿Te ha pasado que el tiempo que revisas en el celular no coincide con la situación meteorológica del día? ¿O te ha ocurrido que revisas páginas oficiales del tiempo y hay errores en las predicciones?

Chicureo Hoy conversó con el meteorólogo Gonzalo Espinosa, quien practica la profesión desde 1997 y que actualmente asiste a noticieros de diversos canales y radios para dar los pronósticos del tiempo. Revisa la entrevista a continuación.

Metereólogo Gonzalo Espinoza

Gonzalo, ¿por qué últimamente se observan más errores en las predicciones meteorológicas?

La explicación tiene varios aspectos que hay que considerar. En primer lugar, la herramienta que utilizan los proveedores de información meteorológica son los modelos numéricos que se basan en una red de puntos grilla que están distribuidos uniformemente en el mundo, los cuales, en base a los datos de las variables meteorológicas, entregan un pronóstico de las condiciones futuras de la atmósfera. Estos modelos meteorológicos, por lo general, son bastante precisos a 48 o 72 horas; sin embargo, a mayor plazo, comienzan a tener un error mayor.

¿En este sentido, ¿por qué no coincide el tiempo con la información que entregan las plataformas que utilizan los celulares en la actualidad?

Hay una serie de proveedores de información meteorológica gratuita como “The Weather Channel”, “Foreca” y “Accu Weather” que son de fácil presentación; también hay otros más complejos para profesionales como “ZYGrib”, “Weather Passage” y páginas web como https://www.ready.noaa.gov/READYcmet.php, cada uno de los cuales entregan resultados con desigual grado de certeza. Cada uno de estos resultados de modelamiento numérico debe ser analizado por un meteorólogo profesional, quién, aparte de tener esta información, debe usar los conocimientos recibidos durante su formación, sumado a la experiencia recopilada durante el ejercicio de su profesión. Esta es la manera de confeccionar un pronóstico para un área determinada, la que ocasionalmente difiere de lo que entrega directamente un modelo numérico de predicción meteorológica.

En este sentido , ¿cuáles son las predicciones meteorológicas para este mes en la capital?

Para este tipo de pronósticos se usan los modelos climáticos que utilizan métodos de investigación cuantitativa para simular las interacciones de la atmósfera terrestre, los océanos, el relieve terrestre, y el hielo. Como pueden entender, ya es difícil efectuar un pronóstico a más de 72 horas, pedir un pronóstico estacional tiene mayor dificultad aún. Los pronósticos climáticos utilizan también temperatura superficial de agua de mar que de acuerdo a su diferencia con la temperatura normal, indica la presencia del fenómeno “el niño” (temperatura mayor de los normal) o la “niña” (temperatura menor de lo normal”. Para el primer caso, se asocia a precipitaciones por sobre lo normal y en el segundo caso, por debajo de lo normal. El estado actual es un “niño moderado” lo cual no es concluyente para efectuar un pronóstico estacional de precipitaciones.

Para el trimestre Junio – Julio – Agosto, se estima que se mantendrá la fase niño débil por lo que las precipitaciones para la zona comprendida entre Coquimbo y Biobío debieran mantenerse en “bajo lo normal”. En cuanto a temperaturas, debieran mantenerse por sobre lo normal en el interior del Norte Grande, todo el Norte Chico y regiones de Valparaíso, Metropolitana y O’Higgins. En cuanto a las temperaturas máximas, para este período la Región Metropolitana debiera comportarse por sobre lo normal y las mínimas por bajo lo normal.

¿Y para este mes en Colina?

Consecuente con el pronóstico estacional, este invierno debiera comportarse extremándose las temperaturas, lo que quiere decir, temperaturas mínimas muy bajas y máximas más altas que lo normal y con menos eventos de precipitaciones pero, en ocasiones más intensos. Esto implica que la precipitación anual de la capital, que llega a los 340 mms por año, este 2019 debiera ser nuevamente menor a esta cifra. CHH

×