NIÑOS

Niños succionados por piscinas: Fundación alemana que combate problema a nivel mundial llega a Chile

Afirman que los reglamentos chilenos sobre el tema son deficientes

Los padres de Konrad Schulz, un niño de tres años que falleció en febrero pasado luego de ser succionado por el desagüe de una piscina de las termas Aguas Calientes de Osorno, se reunieron durante los primeros días de diciembre con Parents4safety, fundación alemana dedicada a prevenir estos accidentes a nivel mundial.

La organización, fundada por padres que perdieron hijos succionados por desagües de piscinas, llegó a Chile tras conocer el caso de Konrad Schulz. Integrantes de la fundación se reunieron con los papás del niño chileno que murió en las termas de Osorno para apoyarlos con su campaña y concientizar el problema en el país.

“Han venido a darnos el apoyo y a explicarnos cómo podríamos mejorar la ley en Chile. Nosotros este año la revisamos y es bastante pobre. Tiene algunos artículos y sería. Ellos nos han traído imágenes y vinieron incluso con las rejillas de anti succión que ellos crearon”, afirmó Alejandra Mondaca, madre de Konrad.

Deficiencias en la ley chilena

Tras el fatal accidente en Puyehue, los padres de Konrad han iniciado una campaña que pretende incentivar a parlamentarios para que apoyen los cambios en la ley que trata este tema.

Las deficiencias del reglamento son muchas. Incluso, así lo confirmó Vanessa Muller, representante de Parents4safety que visitó Chile. “Las normas están muy bajas, hay que subirlas”, precisó. Además, aseguró que tal como “han luchado” en otros países para incorporar nuevos y mejores reglamentos, también lo harán en Chile.
El propósito de la fundación es que Chile incorpore en todas sus piscinas “rejillas especiales y sensores que puedan evitar que una persona sea succionada”. CHH