ACTUALIDAD INTERNACIONAL

Descubren un nuevo planeta a 11 años luz que podría tener condiciones para la vida

Es el “primo cercano” de la Tierra y se llama Ross 128 b.

Un planeta potencialmente habitable, denominado Ross 128 b, ha sido descubierto a solo 11 años luz de distancia. Es aproximadamente del tamaño de la Tierra y orbita alrededor de su estrella una vez cada 9,9 días.

Los astrónomos calculan que su temperatura superficial podría estar entre -60°C y 20°C, por lo que es templada y posiblemente capaz de sostener océanos y vida.

El planeta fue descubierto por un equipo de astrónomos europeos y sudamericanos dirigidos por Xavier Bonfils (Instituto de Planificación y Astrofísica de Grenoble, Francia) que utilizaban el HARPS, instrumento líder en búsqueda de planetas del Observatorio Austral Europeo. Los científicos publicaron el descubrimiento en Astronomy and Astrophysics.

HARPS identifica los planetas por la forma en que se tambalean por la gravedad de sus estrellas madre. Esta vez mostró que Ross 128 b es más voluminoso que la Tierra, con al menos 1,35 veces el volumen de nuestro planeta. Esto significa que tendría una fuerza de gravedad más fuerte en su superficie.

Ross 128 b está 20 veces más cerca de su estrella que la Tierra del sol, por lo que su año dura solo 9,9 días, pero no es extremadamente caliente porque la estrella es una enana roja, es decir, mucho más débil que el Sol.

Ross 128 b no es el planeta más parecido al nuestro. Ese lugar lo ocupa Proxima Centauri b, que fue descubierto en 2016 y está a solo 4,24 años luz de distancia. Pero aunque Ross 128 b es notablemente similar en tamaño y órbita a Proxima Centauri b, puede tener una clara ventaja en lo que respecta a su potencial habitabilidad.

Encontrar oxígeno en la atmósfera de Ross 128 b, o en cualquier otro planeta cercano, sería un fuerte indicador de habitabilidad, pero también de la posibilidad de albergar vida extraterrestre , lo que no necesariamente significa vida inteligente.

Luego de este nuevo descubrimiento, los planetas Ross 128 b y Proxima Centauri b son los principales objetivos en la búsqueda de vida más allá de la Tierra.