ACTUALIDAD NACIONAL

Suspensión de licencia y doble multa son las sanciones que pretenden evitar la manipulación de celulares por los conductores

Revisa los alcances de la ley despachada desde el Congreso.

Este miércoles en el Congreso se aprobó con 130 votos a favor y uno en contra, sobre la ley que endurece las sanciones contra los automovilistas que utilizan el teléfono mientras conducen. Respondiendo a la alta taza de accidentes de tránsito causados por distracción de los conductores los cuales doblaron sus cifran en estos últimos diez años, según la información de la Comisión Nacional de Seguridad de Tránsito (Conaset).

“El año pasado hubo más de 21.000 siniestros viales por esa causa, con más de 180 fallecidos. Eso es el doble que una década atrás. Porque evidentemente el uso del celular y las tecnologías a bordo ha aumentado muchísimo y hoy para las personas es casi impensable dejar de lado el celular por un par de minutos“, comentó a Cooperativa, Johanna Vollrath, secretaria ejecutiva de la Conaset.

La norma, fue impulsada a fines del 2010, modifica la Ley de Tránsito, trasladando la infracción desde el marco de faltas graves a gravísimas. “Conducir un vehículo manipulando un dispositivo de telefonía móvil o cualquier otro artefacto electrónico o digital, que no venga incorporado de fábrica en el mismo”, apuntó Vollrath.

Por otro lado, las sanciones a la regla establecen multas que corresponden al doble del monto de la multa actual que es de 1,5 UTM ( cerca de $ 80.000). Asimismo, podrían arriesgarse a la suspensión de la licencia de conducir, incluso por más de 45 días, aseguró.

Luego de que el presidente Sebastián Piñera la promulgue y entre en vigencia. “desde Conaset hacemos el llamado de educación y concientización, y Carabineros está a cargo de la fiscalización, y de momento, lo que se va a hacer serán fiscalizaciones en un semáforo en rojo, cuando el vehículo está detenido, punto donde también está prohibido el uso del celular”, adelantó Vollrath.

Respecto a lo permitido, comentó al medio que, “Lo único que se permite es, por ejemplo, vía audio recibir instrucciones. Antes de partir el viaje se puede poner la dirección, el destino y calcular la ruta, y recibir instrucciones durante la conducción. O tener un ‘manos libres’ para contestar una llamada. Pero no la manipulación, no se puede calcular la ruta en el momento o enviar un mensaje, ni siquiera cuando el auto esté detenido en un semáforo en rojo; es un momento cuando los sentidos deben estar puestos en el entorno”, expuso.

Lo mismo para quienes trabajan como conductores o repartidores de aplicaciones, quienes “pueden manipular el celular o recibir el pedido antes de partir, y recibir instrucciones en el trayecto”, por lo que “se puede seguir utilizando herramientas como Waze durante el viaje”.

“El llamado es a dejar el teléfono por completo de lado”, remarcó la secretaria ejecutiva de la Conaset. CHH

×