ACTUALIDAD NACIONAL

Vinculan a extranjeros en dos casos de secuestro en Alto Hospicio, región de Tarapacá

Esta mañana el exjugador de la UC, “Chanchito” Ramos, alertó del crimen que afectaba a su familia.

Foto: @PDI_Tarapacá

Durante las últimas horas, en la comuna de Alto Hospicio, región de Tarapacá, se han producido dos crímenes de secuestro vinculados a una banda criminal. 

En primera instancia, el día 06 de enero de 2022, un comerciante de 67 años fue secuestrado en dicha localidad. Los antisociales pedían un millonario rescate para dejarlo en libertad, sin embargo, fue asesinado. 

De acuerdo a los antecedentes policiales, los sujetos extorsionaron a la familia de la víctima y al no conseguir la cifra que estaban pidiendo ($50 millones), procedieron a quitarle la vida al adulto mayor, abandonando su cuerpo en un cerro de Alto Hospicio.

El fiscal jefe de la región de Tarapacá, Raúl Arancibia, detalló a SoyIquique, que “estamos ante un hecho grave que se desencadenó a partir del día jueves de la semana pasada y que culminó con la muerte de una persona de 67 años de edad, quien había sido previamente secuestrada. Posteriormente fue exigido un rescate para obtener su libertad y en definitiva nunca se produjo, porque fue encontrada por la policía asesinada con heridas cortopunzantes“.

Además, Arancibia confirmó que “se trata de una banda integrada por ciudadanos extranjeros“, la cual estaría operando en dicha zona, anticipando que este tipo de crimen no ocurre en Tarapacá, por lo que “debemos prepararnos para una criminalidad distinta“.

No obstante, en la mañana de este martes, el exjugador de Universidad Católica y refuerzo de Coquimbo Unido, Álvaro “Chanchito” Ramos, alertaba a la ciudadanía sobre un robo y secuestro de su familia en el mismo sector que ocurrió el delito anterior.

Fue a través de sus redes sociales que el exseleccionado nacional publicó una “storie” en su cuenta de Instagram, explicando que “se metieron a mi casa a robar y tenían secuestrada a mi familia”.

En conversación con el matinal “Contigo en La Mañana” de CHV, el delantero iquiqueño contó que “a las 06:00 horas, me llama una hermana diciendo que se habían metido a un terreno que tenemos, donde está viviendo mi madre y un primo. Se metieron tres extranjeros con pistolas, desarmando todo, buscando dinero. Tenían amarrada a mi mamá. Mi mamá apenas pudo llamar a mi hermana, y mi hermana solo escuchó que estaban los extranjeros pidiéndole dinero”.

Ramos, aseguró que “estuvieron como una hora encerrados en la casa, los tenían amarrados. Mi cuñado fue a buscar a Carabineros y cuando llegaron, ellos empezaron a arrancar, pero corriendo”, destacando que los delincuentes tenían un automóvil cargado con las pertenencias pero no lograron llevárselo.

Finalmente, el futbolista indicó que su familia “gracias a Dios ahora están bien” y la policía logró la detención de los sujetos (información que no ha sido confirmada por servicios policiales). CHH