ACTUALIDAD NACIONAL

Conoce el nuevo bus de 2 pisos que circulará en Santiago: Menos contaminación y más de 10 salidas de emergencia

Estará a prueba para el recorrido desde Rinconada hasta la estación de Metro Unión Latinoamericana. 

Llega a la Región Metropolitana una posible alternativa para la próxima licitación del Transantiago: un nuevo bus de dos pisos que a partir de este viernes 1 de marzo estará a prueba para el recorrido desde Rinconada hasta la estación de Metro Unión Latinoamericana.

El bus híbrido tendrá norma Euro VI y tecnología de calidad. Al igual que los buses eléctricos del sistema actual de transportes en la capital, contará con wifi, aire acondicionado, cargadores USBN, rampa plegable, asientos acolhonados, piso bajo para accesibilidad universal, cabina silenciosa y, como novedad, una repisa con mesa plegable para comer o trabajar.

La cuestionada estabilidad de los buses, que hace dos años fue criticada en una exhibición del transporte, fue aclarada por Gloria Hutt, ministra de Transportes, quien aseguró que su diseño es especial para dar una estabilidad que “garantiza la seguridad (…) si uno ve el sistema de transporte público de Londres está lleno de buses de dos pisos y operan sin ningún problema”, dice.

Asimismo, agrega que “tenemos claro que dónde va a operar, especialmente por las características del recorrido y la topografía, no debería tener ningún problema de estabilidad”.

Otra gran medida de seguridad en el vehículo es que tiene 11 salidas de emergencia. El gerente general de Kaufmann, Alexander Köhler, afirmó que las puertas y ventanas “tienen un mecanismo especial que se botan y que está indicado, así que la gente puede (evacuar) de forma bastante rápida. Si tenemos 100 personas, serían 10 por cada salida y eso se puede hacer en unos pocos segundos”.

Asimismo, constará de “muchas cámaras inteligentes con sensores que hacen que el bus pueda frenar automáticamente en caso de que se cruce algo o alguien, permite ver los ángulos muertos o un ciclista que se está acercando, e inhabilita la partida si hay una puerta abierta u otras condiciones de operación que no se cumplen”.

En cuanto al impacto medioambiental, aseguran que emite menos contaminantes que un bus tradicional, casi “270 veces menos que las actuales micros que reemplazaría”, según información de Emol.

“Tiene tecnología microhíbrida, que recupera energía al frenar y la ocupa para los ventiladores o la bomba de agua por lo que ocupa menos combustible”, asevera Köhler, señalando que “100 de estos buses van a contaminar menos que quizás uno o cinco buses de los antiguos que sacaríamos”. CHH