ACTUALIDAD NACIONAL

Martorell por fiesta clandestina en Zapallar: “Si alguien se muere, ya saben a quién irle a preguntar”

La autoridad enfatizó en que en Zapallar los casos aumentaron en un 307% a propósito de este evento.

Duras palabras emitió la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell, durante la actualización de las cifras del Covid-19 de la mañana de este jueves.

La autoridad fue tajante en cuestionar a aquellos grupos de la población que no están acatando las medidas sanitarias, aún cuando existen multas y penas para ellos. Esto sobre todo considerando las fiestas clandestinas del último fin de semana, dentro de ellas un matrimonio en la comuna de Las Condes.

“Todavía cuesta entender que haya gente que crea que es por las fiscalizaciones que se tienen que cuidar, estábamos mirando el número de fallecidos, más de 17 mil personas han muerto en nuestro país por Covid, más de 17 mil”, insistió.

En esa línea, Martorell enfatizó en que “nos falta entender que más allá de las fiscalizaciones, más allá de las penas privativas de libertad, más allá de las multas que pueden llegar a 50 millones de pesos, lo que nosotros tenemos que hacer es ser solidarios con el de al frente y cuidar nuestra vida y la de nuestros seres queridos”.

La subsecretaria fue crítica con los eventos registrados el fin de semana, y lamentó que a pesar de que el toque de queda se haya adelantado para las 22.000 horas, y las regulaciones y fiscalizaciones, siguen ocurriendo estos hechos. “Solo este fin de semana hubo 50 personas detenidas en Peñalolén, 53 en Las Condes por un matrimonio, en Ñuñoa 78 en una fiesta clandestina, en Recoleta 68 en una fiesta clandestina, en Renca 11, más de 2.600 personas detenidas, entonces qué es lo que nos falta todavía para entender que hay muchas familias en nuestro país que hoy día tienen un familiar menos, que esto cuesta la vida”, aseveró.

Sumado a lo anterior, la autoridad detalló que ha habido agresiones a fiscalizadores sanitarios, con respecto a lo cual indicó que “es inaceptable”, y aseguró que cada vez que eso ocurra, el Gobierno se querellará. “Estas personas están fiscalizando, están cuidando la vida de quienes los agreden y no lo vamos a tolerar”, sentenció.

Finalmente, Martorell se refirió a lo ocurrido en la fiesta clandestina de Año Nuevo en Cachagua, Zapallar, hecho que utilizó para ejemplificar los efectos de no cumplir las medidas sanitarias. “Saben el ejemplo que les voy a dar, les voy a dar un ejemplo de lo que vimos hoy a propósito de Zapallar, Zapallar aumentó sus casos a propósito de esta fiesta clandestina en un 307%”, y añadió, “si alguien se muere, ya saben a quién irle a preguntar”. CHH

Revisa el video a continuación: