ACTUALIDAD NACIONAL

Profesor que fue encarcelado por dañar el Metro: “No debí haber hecho eso nunca”

Roberto Campos fue liberado después de 56 días en prisión

Más de un mes Roberto Campos estuvo recluido en la Cárcel de Alta Seguridad. El profesor fue encarcelado luego de que se corroborara su participación en la destrucción del Metro durante el inicio de la crisis social en el país.

Tras salir de prisión, por orden de la Corte de Apelaciones de San Miguel, el hombre, que se dedica a realizar clases particulares a alumnos del campus San Joaquín de la Universidad Católica, se refirió a lo ocurrido. “Cuando me veo en esas imágenes, me desconozco”, afirmó en una entrevista concedida a Chilevisión.

“Pagué con 56 días de prisión”

En relación a cómo sucedieron los hechos, Roberto Campos relató: “Ese día de las movilizaciones estaba trabajando y hubo una convocatoria en Facebook que era a las 18:15. Yo me desocupé a las 18:30. Me encontré con un montón de gente protestando y había una persona que tomó un corta-fila y empezó a destruir los validadores. Después, le siguió otra persona. Después otra y yo fui la última persona que se incorporó a ese grupo”.

En ese contexto, el docente agregó: “Tomé una lámina que está en las puertas de la salida del Metro, que es como una placa de la consistencia de una regla y le pegué al torniquete. Y el torniquete ya estaba roto cuando yo le pegué. Fui la última persona en meterse y fui la que menos daño hizo. Y fui la que está pagando las peores consecuencias. Pagué con 56 días de prisión”.

Explicaciones

Sobre su actuar, Roberto Campos explicó: “Sentía rabia por las injusticias sociales, porque ser profesor no es fácil (…) No tengo cubiertos mis derechos sociales básicos, como la salud por ejemplo. Y con todo lo que ha sucedido a lo largo de la historia con los profesores, como la deuda histórica, posiblemente cuando jubile voy a ganar el sueldo mínimo. Fueron todas esas injusticias que en ese momento me obnubilaron y le pegué al torniquete”.

Asimismo, aclaró: “No debí haber hecho eso nunca, pero me dejé llevar, porque en ese momento la euforia de todo el público que estaba ahí…me uní. Le pudo haber pasado a cualquiera”. CHH