ENTREVISTAS

Exclusivo: Camarógrafo que grabó salto de Charly confidencia detalles inéditos a 18 años del piscinazo

Una historia contada desde otro foco y que nunca antes se publicó.

Foto: Daniel Raquela – Chicureo Hoy

La imagen que dio la vuelta al mundo de Charly García solo fue captada por una persona. Corría el año 2000 y el apogeo de las redes sociales y la tecnología aún no llegaba, por lo que costaba mucho más captar situaciones en momentos clave.

De hecho, la cámara utilizada por el único que captó aquel salto de más de 20 metros pesaba 11 kilos, demoraba dos segundos en empezar a grabar y la única forma de transmitir el contenido era enviando la cinta hasta el canal o emitirla desde el móvil de TV si es que había una buena ubicación para la señal.

Daniel Raquela trabajaba por esos días en Canal 7 de Mendoza. 18 años han pasado y entre familia, empleos y proyectos, hoy es Jefe de Prensa de Chicureo Hoy y vecino de la zona. Cuenta que casi dos décadas atrás, siempre estaba presente en las pautas de mayor importancia de la ciudad trasandina. Ese día fue enviado a cubrir una conferencia de prensa que haría un personero del Gobierno argentino. Además, tenía la misión de intentar grabar al rockstar que por esos días hacía ruido y no precisamente con sus instrumentos, sino que por su cuestionable comportamiento en algunos puntos de Mendoza.

Daniel Raquela – Jefe de prensa de Chicureo Hoy

El trabajador señala de hecho, en el inicio de su relato, que “hacía días que Charly se había mandado varias. Había tenido problemas en un bar. Había salido durante esa mañana a comprar aerosoles, porque a él le gustaba mucho pintar y se veía todo pintado también con los colores de los spray”.

Confidencia el profesional que hace dos días andaban “tras los pasos de Charly con el móvil de prensa, pero no lo había visto nunca”. Algo que podría ocurrir por primera vez justo en el Hotel Aconcagua, donde por esos días dormía el artista y había sido convocada la pauta de prensa de la Presidencia de Argentina.

“Había una reunión en el segundo piso, estaban todos los medios provinciales y nacionales. Terminamos de hacer la conferencia de prensa, y todos los medios se quedan en lobby del hotel”, afirmó Raquela.

El momento clave 

El camarógrafo señala que tras la conferencia quería enviar la grabación de la pauta al canal. “Nosotros queríamos enviar una cinta al canal, entonces me voy caminando hasta el móvil, busco una cinta, vuelvo y cuando vuelvo, me paro en la entrada. Y en todo el portón había un grupo de fans que se ven en el video, esperando a que saliera Charly, porque sabían que estaba en el hotel”.

En ese momento, comenta que llega el taxi, baja la cámara y la deja en el piso. “Y cambio la cinta, entonces ese taxi se llevaba la cinta de la conferencia de prensa y algunas cuñas de fans de Charly”.

Recuerda Raquela que “cuando voy a cambiar la cinta, cierro la tapa de la betacam (cámara), que la tenía en el piso, que pesa 11 kilos. Cuando cierro la puerta de la cinta, todos estos fans comienzan a gritar. Yo subo la mirada y lo veo (a Charly) que estaba asomado. Disparo la cámara desde el piso, porque esas cámaras se demoraban más de 2 segundos en enhebrar la cinta. Enfoco hago zoom y Charly se tira. Esa imagen dura no más de dos segundos”.

Los segundos de angustia

Cuenta Daniel Raquela que “lo vi a través de la cámara, pensé que se había suicidado. Todos los fans se agarraban la cabeza, porque se ve que cae atrás de algo, pero no sabíamos desde afuera que había caído a la pileta y cómo había caído tampoco”.

A la vez, cuenta que le dice al periodista que lo acompañaba, Marcos Álvarez, que comenzara con el relato: “Iba acompañado por mi compañero periodista, Marcos Álvarez, quien relata toda la grabación y encara a Charly con preguntas que nadie entendía porque nadie sabía que se había lanzado desde el noveno piso”.

Así, el comunicador comienza a contar la situación: que Charly García se había lanzado desde arriba del 9° piso. “Se tira de ahí y cae de espalda. Todo el mundo está muy angustiado” comentaba el periodista. Raquela asegura que “ver tirarse a un tipo de un edificio de más de 20 metros no era algo normal”.

La entrevista con Charly y la capa de Super Man 

Tras la situación y en medio de la angustia por lo que ocurría, ambos profesionales fueron hacia el hotel. “Toda la prensa comenzó a caminar hacia la pileta. Muy poca gente sabía que Charly se había tirado. Muchos pensaban que solo estaba refrescándose” afirma el camarógrafo.

En medio de ello, Daniel Raquela pensaba “dios mío este flaco, impresionante que no le haya pasado nada porque estaba como si nada. La parte más profunda era de 2,4 metros de agua. Era chica como para la altura desde donde se lanzó”, cuenta aún algo impactado de que no haya pasado nada a 18 años del episodio.

En las cercanías de la piscina, había un mozo del hotel a quien Charly le pidió una Coca. Los periodistas aprovecharon el momento y le pidieron al artista si se podían acercar a conversar.  “Los periodistas le preguntaban un montón de cosas” recuerda.

“Hay unas frases muy buenas que tira Charly en ese momento. Carlos Álvares, el periodista con el que andaba le pregunta hey Charly, dónde dejaste la capa de Superman y él le responde ‘en tu pieza’, casi como una letra de sus canciones”. Se va nadando hacia el otro lado y los periodistas les seguían preguntando cosas.

Comenta Raquela que “después de la pregunta de la capa de Super Man, al lado tenía un medio de la competencia, que éramos los dos canales de aire. Canal 7 y canal 9. Estas personas no lo podían creer, cómo preguntábamos esto, y nosotros le decimos que se había tirado desde arriba. No lo podían creer”.

La pieza del presidente Fernando de la Rúa, quedó inutilizable

Entre los recuerdos de aquel día, el profesional comentó que Charly se “había quedado en la suite presidencial del hotel e iba a llegar el presidente de la Rúa al otro día para la Fiesta Nacional de la Vendimia,  y hubo un problema ahí porque él había pintado las murallas del hotel con grafitis. “Es muy gracioso, porque Charly dice que en la habitación hay unas frases escritas en las paredes, no se si les va a gustar al que venga, a mi no me gustan. Al final tuvieron que llevar al presidente a otro hotel”.

Un viral sin redes sociales 

Afirma la única persona que logró captar ese momento tan insigne del artista que “después comienza el nuevo capítulo, subo a la camioneta y veo la imagen. Le digo a mi compañero mirá lo grabé. En ese momento nos vamos raudamente al canal. Llegamos y los teléfonos sonaban y no dejaban de llamar. Todo el mundo desesperado”.

“En ese momento no había redes sociales. Nos pedían un frame (cuadro de la imagen), cuánto te pago preguntaban. Lo que quieras decían. Después de eso se generó una bola impresionante. A mi me llamaban mis amigos, que vivían en otras partes del mundo. Encontraban impresionante la imagen”.

Afirma que la grabación, dio pie a un sin número de entrevistas y hasta de canciones creadas por Charly y además una cantada al día siguiente en Mendoza por Fito Páez. “Que si no hubiese grabado, no se hubiesen hecho esas canciones” asegura.

La llamada telefónica a Charly y la invitación que quedó inconclusa

Afirma el hombre que estaba tras la cámara, que “después le llamé, me conseguí el teléfono y lo llamé. Fue una conversación muy buena. No fui a su casa, porque me invitó, pero no fui”.

“Charly, si que pasa, así como él solía ser. Soy Daniel de Mendoza, yo te grabé, uy loco que bueno, muy buena la imagen yo la tengo la veo siempre, muy bueno. Muchas gracias. Vení a mi casa yo te invito, te voy a pasar la dirección. Fue muy buena onda conmigo” aseguró.

Pese a estar medio peleado con la prensa, el artista fue muy buena onda afirma Daniel Raquela. Quien además dice que “me arrepiento de no haber ido a hablar con él de esa imagen que dio vueltas al mundo. Que todo el mundo conversó y habló. Con todos los famosos, siempre se habló de la imagen de Charly, con Maradona y un sin número de entrevistadores de Argentina”.

Una imagen que dio satisfacción, pero que no dio créditos económicos 

Cuenta Daniel Raquela, que en ese entonces, al estar trabajando para el canal 7 de Mendoza, no podía hacer suya la imagen ya que claramente pertenecía al medio de comunicación, sin embargo señala que lo que le entregó esa grabación, no tiene un precio económico, sino que tiene un valor intangible, del que siempre se sentirá orgulloso. “A mi lo que me queda es la satisfacción de haberla grabado, y nada más porque yo no gane plata, pero eso muchas veces es más valioso que la plata, el reconocimiento de los amigos a 18 años y nada más. CHH

Aquí puedes ver el video completo

×